“Las Asanas y la vida”. 2º parte

Hola gente!!

¿Qué tal ha ido la semana? La mía intensa y muy enriquecedora, han comenzado las clases de yoga para mayores en Gallur y por tercer curso consecutivo ahí estoy disfrutando y aprendiendo un montón con ellos.

Además este fin de semana he podido asistir al encuentro otoñal que la Escuela Sanatana Dharma celebra cada año en Orihuela del Tremedal, Teruel. Una experiencia que trae gratos recuerdos a mi mente, ya que fue hace tres años cuando asistiendo al mismo evento tuve el primer contacto en la escuela y su forma de transmitir el Yoga. Fue el punto de inicio para comenzar la formación y un nuevo camino personal y laboral.

Esta vez he podido disfrutarlo con la que ha sido mi primera profesora Pilar y unas amigas y alumnas que también han querido descubrir por ellas mismas la energía que se transmite en este grupo.

Para colmo de bienes, ha nevado!! Lo cual siempre es algo que, para mi personalidad, suma muchos puntos al resultado final.

En resumen, un maravilloso finde para guardar en la memoria.

Ahora os dejo el tema de esta semana para las clases, en la que despedimos a octubre y damos la bienvenida a noviembre.

Hace unas semanas ya compartí, en este post, parte de un texto que nos pasaron en la formación y que personalmente me gusta mucho.

Esta semana volveré a hablar de estas dos columnas comparativas que muestran cómo el trabajo que realizamos en la esterilla se traspasa ( o así debería ser ) al día a día. Veremos tres puntos mas.

Aquí los tenéis.

NORMAS PARA LA EJECUCION

DE LAS ASANAS

NORMAS PARA AFRONTAR Y VIVIR

LA VIDA

Al final de la postura mantén el cuerpo en inmovilidad, dinamizado únicamente por la respiración. Con ello incidimos en el funcionamiento de los órganos internos.

Instálate en lo interno, en lo que no cambia ni se inmuta, el principio raíz y expresa ese contacto en el mundo de una forma dinámica: el SERVICIO.

“ La cabeza en el cielo”.

Tener presente la Meta a alcanzar.

No compitas nunca contigo ni con los demás. Hazte amigo de tu cuerpo, las asanas son su regalo favorito.

Valora tu cuerpo.

Hazte el favor de valorarte, eres grande y no necesitas competir para demostrar tu grandeza. COLABORA con el cuerpo HUMANIDAD, es tu cuerpo. Ahimsa.

No efectúes las posturas sin vivenciarlas ( con atención, enfoque, presencia ), aunque estéticamente sean una “monada” ( nunca mejor dicho ).

Manténte despierto en la vida, así podrás discriminar entre lo ilusorio de las formas y la realidad que esconden.

“ Realiza tu esencia, medita, no te duermas”.

Como suelo decir con este tipo de textos, leerlos y releerlos, sacarles toda la “chica” que podáis y concluir con vuestro propio criterio, si es habiéndolo puesto en práctica mucho mejor.

Os deseo una semana llena de experiencias y aprendizajes.

¡Muchas gracias por vuestro tiempo y atención!

Indali

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s