Situaciones no esperadas en la clase de yoga.

Hola a todos!!

Esta semana la charla de las clases ha estado destinada a comentar alguna novedad de la sala.

Por ejemplo la creación de un fondo de libros de yoga, psicología, filosofía o cualquier otro tema relacionado con el trabajo evolutivo que estamos realizando. La manera de hacer es que se prestan libros al fondo para poder compartirlos entre todos los alumnos, con la idea de que fluyan por cuantas más manos mejor.

Como es lógico he sido la primera en aportar y además ya ha habido una persona que trajo cuatro ejemplares, siendo un gran ejemplo de desapego para todos. Ya que mi idea era apuntar en el libro de quién es y en una hoja aparte quién se lo lleva, para saber dónde están. Pues bien, esta persona trajo cuatro libros donados para el fondo y con la clara intención de que terminen en el hogar que tengan que terminar.

Como me parece un gran ejercicio de desapego me voy a unir a él también.

Qué os parece esta propuesta para vuestros grupos y salas de yoga?

Ya hacéis algo parecido?

Os animo a compartir ideas de este tipo. Serán bien recibidas, gracias!

A parte de las novedades también he elaborado una lista con situaciones curiosas y, en principio, no esperadas en una clase de yoga.

Son ejemplos que he vivido en primera persona o en otras, pero reales.

De primeras decir que todos entran dentro de lo “normal “, por ninguno habría que preocuparse en exceso. Tan sólo observar la situación y vivirla con aceptación.

Todos tiene una explicación mas o menos comprensible y personalmente pienso que no hay que darles mas importancia de la que tienen.

A ver que os parece la lista y si tenéis algo que añadir os invito a comentar vuestra experiencia.

Bostezos nada mas sentarse en la esterilla.

Temblor interno. Sobretodo al finalizar las primeras clases, cuando se empieza.

-En la relajación: ataque de tos ( no lo reprimáis, es peor ) , ronquidos, tronada eléctrica o ruidos estruendosos.

Mareos, nauseas, visión borrosa. A no ser que se esté gestando un virus o algo similar, todos suelen tener una explicación lógica y sencilla. Haber comido poco antes de la clase, deshacer más rápido de lo conveniente asanas dónde la cabeza ha estado hacia abajo, retener demasiado en el Pranayama, etc. Paráis de practicar, colocándoos de la forma mas cómoda posible y respiráis conscientemente.

Gases involuntarios. De los que no se ven venir ni se pueden controlar. En el caso de las mujeres también tenemos los vaginales, seguramente por no activar adecuadamente Mula Bandha. Que no os de vergüenza! Nos pasa a cualquiera.

Agujetas. Mucha gente no las espera cuando se apunta a clases de yoga… sorpresa!

Sudores. Inesperados y sin causa aparente. A depurar sin miedo!!

-Sensación extraña de tristeza en la clase, llegando incluso a llorar. Observadlo y dejarlo salir, sin miedo.

Malestar durante unos días sin motivo aparente ( emocional ). Lo mismo que antes, que fluya!

Pellizco en el abdomen, producido por las costillas. Suele pasar al flexionarnos hacia delante. Deshaced y alargad bien el tronco. Hay que procurar bajar con la columna lo más alargada posible y será más difícil que ocurra esto.

Hormigueo en las extremidades. Sobretodo los brazos, seguramente por falta de riego sanguíneo ( al comprimir alguna arteria en las articulaciones cercanas, muñeca, hombros, etc. ). Deshaced y despertad a la parte implicada con movimientos suaves. Con el tiempo ganaréis fuerza y elasticidad que harán que esto no suceda tan fácilmente.

Calambres al doblar alguna articulación( caderas, rodillas, principalmente). Por algún mal gesto al construir. Se deshace y se prueba otra vez.

Risa incontenible. Pues nada, a reírse.

Dispersión mental en la clase. Llegáis a clase tan contentos y dispuestos y de repente os dais cuenta de que no os estáis enterando de nada. Pues nada, ya sabéis que vuestra mente está más alborotada de lo que creíais. No os deis mal.

Imagen sacada de internet.

Todas estas situaciones no esperadas tienen que servirnos para observar y aprender. Cómo reacciona nuestra mente?

Recordad que una buena actitud en la clase, como en la vida, es fundamental pero la capacidad de aceptación y adaptación también lo son.

Muchísimas gracias por leerme y que tengáis un gran momento presente!!

Indali

Un comentario en “Situaciones no esperadas en la clase de yoga.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s